La Biblioteca Pública vuelve a abrir sus puertas con el 30% de su capacidad

La sala infantil solo está disponible para préstamos y devoluciones de libros, el resto permanece cerrado

La Biblioteca Pública de Melilla volvió ayer a abrir sus dos salas de estudio con el 30% del aforo y únicamente en horario de mañana de 9:00 a 14:00 horas tras entrar en vigor la segunda fase de la desescalada en la ciudad.

Los melillenses deberán de acudir al edificio con mascarilla de forma obligatoria además de cumplir con las medidas de prevención e higiene como mantener los dos metros de distancia de seguridad en todo momento.

La sala infantil solo se encuentra disponible para préstamos y devoluciones, pero los menores de 14 años deberán de ir acompañados de un adulto.La directora de la Biblioteca Pública de Melilla, Sonia Gil, explicó a este Diario que ayer abrieron las dos salas de estudio con un tercio del aforo tras colocar la última mampara de protección y desde primera hora los estudiantes se animaron a acudir a estudiar al edificio llenando la primera sala.

Señaló que el horario es de 9:00 a 14:00 horas de momento y existe una separación de dos metros de distancia entre los estudiantes ya que el 30% del aforo supone que haya 15 o 20 sitios en la sala y estaban todos cubiertos. Además, expuso que desde que abrieron en la primera fase de la desescalada solo para préstamos y devoluciones, muchos estudiantes llamaban preguntando cuándo se iban a abrir las salas de estudio.

En cuanto a las medidas de prevención de la Biblioteca, Gil detalló que hay gel hidroalcohólico en la puerta de la sala, los usuarios deben acudir obligatoriamente con mascarilla, con guantes a modo de recomendación, hay mamparas de protección para los trabajadores y se debe respetar la distancia de seguridad de dos metros.

Comentó que han reducido el número de sillas, amontonando las que no se pueden utilizar y han comunicado a los usuarios que no pueden mover las sillas bajo ningún concepto.

En cuanto a cómo está funcionando el préstamo de libros, la directora respondió que “muy bien” ya que desde que abrieron en la fase 1 de desescalada muchos melillenses acudieron a devolver los libros que tenían desde que la biblioteca cerró sus puertas y también se han llevado otros. Los libros que se han devuelto deben de quedarse en cuarentena al menos 15 días, los meten en una bolsa hermética con la fecha en la que pueden sacarlos a la sala y los guardan en el sótano hasta que pasan los 15 días para que puedan volver a utilizarlos.

Gil indicó que para el préstamo de libros primero hay que ser socio de la biblioteca y luego, deben acudir a la sala, aunque piden que sepan el título de los libros que quieran sacar porque “no pueden estar tocándolos ahora mismo, en el momento en el que se toque, lo tenemos que quitar de la circulación”. Por ello, pueden consultar a través de la página del Ministerio el catálogo de la biblioteca e ir a buscarlo para llevárselo durante 15 días.

Dejó claro que la sala infantil solo se encuentra abierta para préstamos y devoluciones de libros, y los menores de 14 años deberán de acudir acompañados de un adulto.

Sobre las exposiciones, la directora apuntó que se encuentra todo paralizado, ahora está puesta la última que inauguraron y de momento no están haciendo ningún acto público hasta que puedan retomarlo y seguir con las que tienen previstas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here